q
Nuestro asesoramiento jurídico financiero multidisciplinar a empresas y particulares permite superar un escenario de crisis económica salvaguardando la actividad empresarial y protegiendo el patrimonio.
SUSCRÍBASE A NUESTRA NEWSLETTER

Unipost, en concurso de acreedores, anuncia un ERE en dos fases para toda su plantilla

La administración concursal anuncia un primer ERE de 560 trabajadores de Unipost. El operador postal presentó un expediente de extinción que afectaba a todo el personal.

La administración concursal de Unipost ha anunciado un primer Expediente de Regulación de Empleo (ERE) de 560 trabajadores de Unipost, casi el 25% de la plantilla, que se ampliará de forma progresiva entre diciembre de 2017 y mayo de 2018 al resto de trabajadores.

Representantes del sindicato de trabajadores han anunciado que solicitarán la calificación culpable del concurso al considerar responsable de la situación de la empresa a Pablo Raventós, uno de los fundadores de la compañía, al que exigirían que responda con sus bienes personales por la deuda contraída con la plantilla laboral.

De forma progresiva hasta mayo, siempre y cuando la tesorería de la empresa lo permita, el ERE afectaría a la plantilla hasta un total de 1.730 trabajadores que serán despedidos.

En un principio, se pretende mantener la actividad en los próximos meses en todo el ámbito territorial, a través del ajuste de recursos que permitan un servicio mínimo en todos los centros, aunque a partir de enero, el mantenimiento de la actividad podría depender de la aparición de un comprador de cara a evitar el cierre de centros, junto a la creación de un plan para mantener el empleo, el salario y el convenio.

La administración concursal ha solicitado una prórroga de dos meses para la formulación de su informe, mientras CGT ha impugnado el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que afectará a la totalidad de la plantilla, lamentando que el despido de los empleados de la compañía se haya aprobado antes de la emisión del informe de la administración concursal, ya que entienden que la demora en su emisión podría provocar la liquidación inmediata y un grave perjuicio a los trabajadores.

Unipost extendió sus redes por España tanto a través del negocio propio como de franquiciados, que están a la espera de conocer su devenir en virtud del avance del procedimiento, aunque se estima que la deuda acarreada con éstos no podrá ser afrontada con las condiciones actuales.

Queda igualmente por definir el enfoque que los administradores concursales darán al préstamo participativo de 7 millones de euros con USG, accionista de la firma postal, así como a la filial Patinage Consultadoria E-Marketing, radicada en Madeira, territorio con ventajas fiscales considerables. Disuelta en diciembre de 2016, la sociedad portuguesa tenía unos activos de cinco millones de euros y no registraba actividad, siendo su única función la de tener las acciones de Unipost.

Fuente: Economía Digital y Expansión


LLÁMENOS